Etiquetas

,

oct 12
Publicado por mambisa
Por: Arlin Alberty Loforte

La fuerza de las imágenes de Fidel cautivaron muchas miradas

“El Comandante está bien, haciendo sus cosas diarias, leyendo, practicando sus ejercicios”, afirmó hoy en Guantánamo Alex Castro, hijo de Fidel, al dejar inaugurada la exposición fotográfica El rostro de la Historia.

Castro Soto del Valle trajo hasta aquí 17 fotografías que hizo a su padre y estarán expuesta en los salones de la Plaza Mariana Grajales durante un mes.

Las instantáneas fueron hechas al líder latinoamericano durante su trabajo, cuando recibe alguna visita o concede entrevistas, y transitan en el tiempo desde el año 2010 y hasta la actualidad.

“Hay algunas fotos del encuentro con los intelectuales que se realizara en La Habana, pero ninguna es posada ni intencional, todas se hicieron durante su cotidianeidad”, explicó el artista.

Este acercamiento a su padre, pero ya como profesional de la imagen, muestra la esencia de Fidel más allá del líder, del político e intelectual que es y logra atraparlo con expresiones relajadas, risueñas, reflexivas, pícaras…

La muestra, en blanco y negro, se expuso anteriormente en la Casa del Alba Cultural en La Habana y en México, y emplea las luces y sombras para develar la personalidad, la sabiduría, la sencillez del hombre.

“Me complace que la gente venga a ver las fotografías, que las disfruten, las vean de cerca”, dice este graduado de Ingeniería Electroquímica que sucumbiera ante el encanto de la imagen, primero como camarógrafo de la televisión cubana, y ahora desde la posibilidad de aprender haciendo en la fotografía, con una visible sensibilidad para este arte.

Sin dudas, El rostro de la historia es una visita obligada, un momento de placer para los ojos, de disfrute ante la fortaleza visual de la imagen de un hombre que trascendió su tiempo y el futuro.

Luis Antonio Torres Iríbar, miembro del Comité Central y primer secretario del Partido en la provincia de Guantánamo disfrutó de la exposición junto a Alex Castro

Anuncios